5 métodos caseros para tener un cabello saludable

Mantener el cabello saludable es una de las prioridades de toda mujer en lo relacionado con la belleza. Por eso, hoy en día es posible adquirir una amplia variedad de tratamientos y productos cosméticos que ayudan a mantenerlo fuerte y brillante. Además, continúan vigentes algunas preparaciones caseras que ayudan a embellecerlo, sobre todo cuando adquiere un aspecto seco.

Remedios caseros para tener un cabello saludable


Los problemas capilares pueden tener su origen en muchos factores externos e internos. Por eso, cuando hay sequedad excesiva, signos de alopecia u otra señal de enfermedad, lo mejor es consultar al dermatólogo para recibir un diagnóstico y tratamiento oportunos.
Si bien es cierto que los remedios de origen natural no sustituyen los productos dermatológicamente probados, sí pueden ser un complemento para lucir una melena hidratada y libre de agresiones.

¿Quieres descubrir algunas opciones? En este espacio revelamos 6 recetas:

1. Plátanos para un cabello saludable

Hay quienes emplean plátanos para tener un cabello saludable, pues su pulpa es hidratante y actúa como acondicionador. Además, como lo destaca una publicación en Food Chemistry, contiene compuestos bioactivos, como fenólicos y carotenoides que actúan como antioxidantes.
Los antioxidantes, son buenos para el cabello porque minimizan el impacto negativo de los radicales libres y los rayos del sol.

¿Qué debes hacer?
• Con ayuda de un tenedor, pisa el plátano hasta conseguir un puré.
• Luego aplica esta mezcla desde la raíz del pelo hasta la punta.
• Deja este tratamiento durante aproximadamente 15 minutos.
• Luego lava el cabello con champú. Esta solución ayudará a sanar el cabello seco y dañado.

Tratamiento con yema de huevo


No hay evidencias sobre los efectos de la yema de huevo en el cabello. A pesar de esto, en la literatura popular se dice que contribuye a reducir la sequedad y quiebre de las hebras. Esto puede explicarse en su contenido de proteínas y grasas saludables que ayudan a nutrir el pelo. El huevo ayuda a prevenir la caspa en el cabello e incluso ayuda a eliminarla. Le brinda luminosidad, evitando que se vea apagado. Lo deja suave y sedoso, y evita que se enrede, haciendo que tu cabello sea mucho más manejable.

¿Qué debes hacer?
• Solo necesitas masajear la yema de un huevo en tu cuero cabelludo dejarlo actuar durante aproximadamente 10 minutos.
• Posteriormente, enjuaga con agua y champú como siempre.
• Repite este remedio de 1 a 2 veces por semana para obtener los mejores resultados.

Acondicionador con mayonesa



La mayonesa, gracias a su ingredientes (huevo, aceite y limón) aporta vitaminas y nutrientes esenciales para el cabello sano. Los compuestos oleosos que contiene la mayonesa contribuyen a hidratar el cabello ante problemas de sequedad. Sin embargo, debido a estas mismas características, debe evitarse en caso de cabello graso o mixto.
La mayonesa contiene compuestos oleosos que ayudan a hidratar el cabello seco.

¿Qué debes hacer?
• Aplica un poco de mayonesa en el cabello mojado. Deja este tratamiento en tu cabello durante aproximadamente 60 minutos.
• Posteriormente, enjuaga tu cabello con abundante agua fresca y luego lava con champú.

Tratamiento de aceite de oliva

La aplicación de aceites vegetales en el cabello se ha aprovechado desde la antigüedad para reducir el exceso de sequedad y la descamación en el cuero cabelludo. Entre las opciones, el de oliva es uno de los favoritos, ya que también es antioxidante.

¿Qué debes hacer?
• Masajea el aceite de oliva en el cuero cabelludo y el cabello y deja actuar durante, aproximadamente, 30 minutos. Luego enjuaga bien.
• Si lo deseas, puedes dejar el aceite de oliva en el cabello durante la noche para obtener mejores resultados, así como para un acondicionamiento adicional.

Miel

La miel tiene interesantes aplicaciones dermatológicas. Por eso, no es extraño que puedas usarla en beneficio del cabello. Si quieres lucir una melena más suave e hidratada, opta por esta opción.

¿Qué debes hacer?
• Simplemente, agrega 2 o 3 gotas de miel en tu acondicionador o champú y úsalo para lavar tu cabello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.